viernes, 14 de diciembre de 2018

Ayudar a las chicas a cambiar su destino


El matrimonio infantil es una unión en la cual una parte, o las dos, tienen menos de 18 años. En el mundo, más de 650 millones mujeres y jovencitas han sido casadas cuando todavía son menores. Los países donde los matrimonios precoces son más frecuentes se encuentran entre los más pobres. Las tradiciones y la inseguridad favorecen también está práctica. Según Unicef, el matrimonio infantil está descendiendo  a nivel mundial. En contraposición, aumenta en las regiones en situación de conflicto o de post-conflicto y particularmente en el contexto de poblaciones desplazadas. Para conseguir a las comunidades los medios para promover la igualdad de los sexos y prevenir los matrimonios precoces, trabajamos en la realización del Objetivo de Desarrollo Duradero 5.3 de la Agenda 2030.
Los derechos de menores son violados!
El matrimonio infantil afecta al derecho a la vida, al desarrollo, a la participación y a la protección contra los abusos. Un embarazo antes de la edad adulta aumenta el riesgo de complicaciones durante el parto y es la principal causa de fallecimiento en adolescentes. Las chicas casadas abandonan la escuela para asumir las responsabilidades domésticas. Por otro lado, las relaciones familiares patriarcales impiden a las jóvenes esposas participar de las decisiones que le conciernen o defender sus propios intereses, lo que les expone a abusos. Esta situación también afecta al bienestar de sus propios hijos e hijas, pues no están preparadas para ser madres y no tienen madurez para educarlos.
Mali – Apoyar a las niñas migrantes
En Mali, más de una niña de cada dos es casada antes de los 18 años. Junto a nuestro colaborador local en Tombouctou, acogemos y escuchamos a las niñas menores emigrantes en los barrios y en los centros de orientación para menores migrantes, lo que nos permite identificar los casos de matrimonio precoz. Nuestros equipos apoyan a las niñas en riesgo o casadas reforzando su resiliencia mediante sesiones de mediación con los padres, sesiones de información, consejos a las familias así como un seguimiento de las víctimas.
Jordania – cuando las chicas juegan un papel crucial 
En Jordania, el 32% de los matrimonios en las comunidades de refugiados implican a niñas menores de 18 años. Gracias a la puesta en marcha de comités de jóvenes, nuestro proyecto permite a las chicas comprometerse para prevenir los matrimonios precoces y adquirir las competencias necesarias para protegerse contra la violencia de género. Si ellas conocen sus derechos, que les permiten informarse y se les da una oportunidad como lo que hacemos en los espacios protegidos del campo emirato-jordano, las chicas pueden jugar un papel importante para poner fin al matrimonio infantil.
Bangladesh – Dar oportunidades a las niñas casadas
En uno de los países con mayor tasa de matrimonio infantil del mundo, ayudamos a las jóvenes casadas a desarrollar su potencial, ofreciéndoles medios de subsistencia. También les ayudamos a hacer valer sus derechos, trabajando con las familias para un mejor acceso a la educación y un descenso de la violencia ligada al género. Informamos a las parejas sobre las cuestiones de planificación familiar. Para que las mentalidades evolucionen, nuestros equipos locales abordan los temas sensibles sobre salud y sobre los derechos sexuales y reproductivos de una manera respetuosa con la cultura local.
Fuente original: http://bit.ly/2S14run