martes, 30 de agosto de 2016

Terre des hommes - Asistencia médica especializada

Terre des hommes – Lausanne (Tdh – Ayuda a la infancia) ha organizado más de 240 operaciones para los niños y niñas desamparados aquejados de problemas cardíacos y de otras enfermedades graves. Paralelamente, reforzamos las competencias de los actores de la salud local. La apertura de un bloque quirúrgico en Benín así como las primeras misiones quirúrgicas en Marruecos han permitido mejorar el acogimiento local de los niños y niñas. Los menores que no han podido ser curados en su casa por falta de médicos cualificados y de hospitales apropiados han sido trasladados a Europa para ser operados.

TRASLADOS DE NIÑOS Y NIÑAS HACIA EUROPA 
Con más de 50 años de experiencia en este campo, Tdh ha sido reconocido como líder europeo en el tratamiento médico de estos niños y niñas. El año pasado hemos asistido a 241 niños y niñas gravemente enfermos, originarios principalmente de África del Oeste (Benín, Mali, Mauritania, Senegal, Togo), de Marruecos y de Irak. Más del 80% de ellos sufren enfermedades cardíacas. 201 niños y niñas han sido operados en Suiza (Ginebra, Lausana y Berna) y atendidos en la casa de convalecencia de nuestro colaborador Terre des hommes Valais, en Massongex (VS). 33 niños y niñas han sido operados en España y 7 en Francia. Varias razones son el origen de esta elección. Las operaciones cardíacas son particularmente complejas y necesita una anestesia puntera y material costoso. Un niño o una niña tienen diez veces más riesgo de morir durante la operación sobre el terreno. La rápida convalecencia y la curación completa del menor son igualmente factores determinantes. Por término medio la estancia no dura más de dos meses antes que el niño o la niña regresen con su familia totalmente curados. Los Hospitales Universitarios de Ginebra han realizado dos tercios de las operaciones.

INAUGURACIÓN DEL PROYECTO EN MALÍ 
Una novedad en Malí: a partir de ahora colaboramos con el Hospital materno-infantil “Le Louxembourg”, en Bamako, uno de los más grandes del país y tiene también un servicio de cardiología infantil. Unos veinte niños y niñas deberían beneficiarse cada año de la transferencia. La primera pequeña aquejada de cardiopatía fue operada en diciembre en Suiza.

LAS MISIONES DE CIRUGÍA PEDIÁTRICA Y CARDÍACA 
Tdh ha organizado siete misiones quirúrgicas con especialistas suizos del Centro Hospitalario Universitario Vaudois (CHUV) a Benín, Togo y Senegal así como del Hospital Île de Berne en Marruecos. Los cirujanos helvéticos han visitado y formado a sus homólogos africanos en las nuevas técnicas. Además, han examinado y operado juntos a los niños y niñas para elevar el nivel de asistencia sobre el terreno.

FAVORECER El ACOGIMIENTO REGIONAL 
En el futuro, deseamos aumentar tanto como sea posible las operaciones de los niños y niñas de la región favoreciendo los traslados entre países del oeste de África. A principios de año se ha inaugurado en el hospital pediátrico de Abomey, en Benín, un nuevo bloque de cirugía pediátrica construido y equipado en colaboración con el servicio de cirugía pediátrica del CHUV. Este hospital podría llegar a ser un centro  de referencia regional en materia de cirugía pediátrica.

Hemos introducido una nueva herramienta, CASEnet, que nos permite registros centralizados de las historias clínicas de los niños y niñas. Todos los colegas del oeste de África, España y Suiza pueden hacer el seguimiento de los menores en tiempo real“, dice Marc Weil, director adjunto y responsable de los cuidados especializados.

TRABAJO EN RED 
Agradecemos a todos los colaboradores y personas voluntarias porque sin ellos este proyecto no sería posible. Todas estas personas son las que han permitido a este programa ser el corazón de nuestro trabajo desde hace más de 50 años y socorrer a más de 13.000 niños y niñas a través del mundo.

SENSIBILIZACIÓN  Y PREVENCIÓN DE LOS PELIGROS DE LA SOSA CÁUSTICA 
En Guinea sensibilizamos a las comunidades y a los medios de los estragos causados por la ingestión de sosa cáustica que provoca una estenosis de esófago. Hemos asistido a 19 niños y niñas gravemente heridos. Por otro lado, hemos formado a los cuidadores, enfermeras y enfermeros, así como a las mujeres que usan sosa cáustica delos peligros que puede provocar.

Datos de Tdh:
4.700 horas de visita por parte de las madrinas a los niños y niñas hospitalizados
83.000 km recorridos por las personas voluntarias entre Massongex y los hospitales
4.300 horas de acompañamiento en los vuelos por Aviación sin Fronteras
141 acompañantes, madrinas y familias de acogida en Suiza 
10 países de intervención
1.300 niños y niñas acogidos en su país de origen de los cuales 580 ya están operados
241 niños y niñas trasladados a Europa

Datos generales:
Primera causa de mortalidad neonatal en Marruecos: las cardiopatías
1 centro de cirugía cardiaca en África para 33 millones de habitantes

3.000 nuevos casos de cardiopatías congénitas cada año en Senegal

Fuente original: http://bit.ly/2alw4Ie

domingo, 28 de agosto de 2016

Terre des hommes - Justicia para menores en conflicto con la ley

Los niños y niñas en conflicto con la ley son víctimas de una falta de reconocimiento y de represión que constituyen barreras para su asumir su responsabilidad y su integración social  como futuros ciudadanos. Terre des hommes – Lausanne (Tdh – Ayuda a la infancia) trabaja para que estos niños y niñas puedan beneficiarse de medidas adaptadas para su edad. En ningún caso se trata de impunidad. Los menores deben tener la oportunidad de reparar los delitos cometidos para ser reintegrados en la sociedad.
En Suiza, Tdh ha reunido por primera vez a unos 800 actores de la justicia – procuradores, jueces, abogados- que provienen de más de 90 Estados y organizaciones de la sociedad civil. Esta importante participación es testigo de la voluntad de mejorar los procedimientos judiciales y el hacerse cargo de los menores en conflicto con la ley 
Tdh previene la delincuencia a través de sus proyectos y refuerza los derechos de las personas menores en los sistemas de justicia penal, promoviendo una aproximación restaurativa. Intenta reunir al menor que ha cometido la infracción, la víctima y la comunidad. Juntos buscarán soluciones para reparar el daño, reconciliarse y responsabilizar al joven.

CONGRESO MUNDIAL SOBRE JUSTICIA JUVENIL
En estrecha colaboración con el Departamento Federal de Asuntos Extranjeros (DFAE) hemos organizado en enero un Congreso Mundial sobre Justicia juvenil. El evento ha tenido lugar en Ginebra, durante cinco días. Han participado más de 830 personas de 94 países distintos. Los participantes –ministros, jueces, procuradores, abogados, trabajadores sociales, psicólogos, universitarios y defensores de los derechos humanos- han discutido las mejores prácticas para tratar a los menores en conflicto con la ley. El Congreso ha llevado a la redacción de una Declaración Final que ha reafirmado los principios de la protección a la infancia y la importancia de una aproximación restaurativa de la justicia juvenil en vez de represiva. Este texto constituye un gran avance político que intenta inspirar a los magistrados del mundo entero.

REPARAR Y RESPONSABILIZAR 
Tdh defiende una aproximación restaurativa de la justicia juvenil. Esta aproximación intenta implicar al joven en la reparación del daño causado a la víctima o a la sociedad y a responsabilizarse a través de métodos socio educativos, en vez de represivos. El delincuente menor, la víctima (únicamente con su consentimiento) y, cuando es apropiado, otros individuos o miembros de la comunidad, cooperen activamente. La justicia juvenil restaurativa permite reforzar el respeto y la comprensión de los niños y niñas en los derechos humanos y en las libertades fundamentales de los demás, sobre todo los de la víctima y de los demás miembros de la comunidad afectados.

PROMOVER UNA ESPECIALIZACIÓN DE LA JUSTICIA 
Tdh promueve una justicia aplicable a los niños, niñas y a jóvenes. Esta diferenciación del sistema judicial para los adultos supone la especialización de la legislación, de las instituciones, de los procedimientos y de las funciones de los actores de la justicia. Pasa por la mediación y un acompañamiento social y educativa en una institución en vez de una prisión. En numerosos países en vías de desarrollo, la justicia de “costumbre”  es aplicada directamente por las comunidades al margen de la justicia del Estado. Entre el 60% y el 90% de los asuntos son tratados en los sistemas de justicia informal. En estos sistemas buscamos limitar las malas prácticas, promovemos el derecho a la palabra del menor y su interés superior y acercamos los sistemas judiciales formal e informal. 
“Luchamos por una justicia que repare el vínculo social en lugar de romperlo”, señala Fabrice Cregut, consejero de justicia juvenil.

REFORMA DE LOS SISTEMAS DE JUSTICIA 
Con las autoridades judiciales y gubernamentales nos replanteamos el sistema de justicia en beneficio del interés de los niños y niñas, reforzamos las competencias de los profesionales sobre el terreno (jueces, policías, abogados) y sensibilizamos al público. Todo esto, para permitir a los diferentes actores comprometerse con los proyectos y que los cambios conseguidos sean duraderos.

APOYO A LOS NIÑOS Y NIÑAS Y A SUS FAMILIAS 
Tdh apoya jurídicamente a los niños y niñas para prevenir cualquier violación de sus derechos asegurando sobre todo que ellos sean representados por un abogado gratuito. Ayudamos a estos menores a volver a la escuela, a aprender un oficio y a encontrar un trabajo. También sensibilizamos a las familias para que acompañen mejor a sus hijos e hijas y les apoyamos para hacer frente a las dificultades socio-económicas.


LOS PUNTOS FUERTES DE LA JUSTICIA JUVENIL EN 2015

Afganistán
Tdh ha colaborado con 140 personas responsables de la justicia juvenil para analizar las medidas no privativas de libertad para los niños y niñas. Estos profesionales han sido sensibilizados en otras sanciones diferentes al encarcelamiento así como a las posibilidades de reducir el número de detenidos menores antes del proceso.

Brasil
Para prevenir la violencia, Tdh ha difundido sus buenas prácticas en 20 escuelas públicas, contando con más de 16.000 niños y niñas. Además, hemos formado a más de 1.600 profesionales de las instituciones y acompañado a un millar de niños y niñas privados de libertad. En reconocimiento a esta enorme labor, Tdh ha recibido del gobierno federal un certificado honorífico.

Egipto
En El Cairo y en Assiout, Tdh ha aportado un apoyo psicológico a más de un millar de niños y niñas en conflicto con la ley. Hemos formado a 390 trabajadores sociales, procuradores, jueces, personal penitenciario y mediadores y hemos contribuido a cambiar el sistema actual de justicia, de una aproximación punitiva a una orientada hacia los derechos de la infancia.

Burundi
Gracias a Tdh y en colaboración con la célula nacional de protección judicial a la infancia, 197 de los 202 menores encarcelados después de las manifestaciones contra un tercer mandato del presidente han sido liberados. Otro avance: la duración media de detención preventiva ha pasado de doce meses en 2013 a cinco en 2015.

Colombia
Tdh se ha encargado de redactar las líneas directrices nacionales para poner en marcha un servicio de educación en el sistema de justicia juvenil. Su aplicación beneficiará a más de 800 adolescentes en conflicto con la ley. Hemos desarrollado una formación con el Ministerio público con el objetivo de promover la justicia restaurativa.

Ecuador
Con el Consejo de la Magistratura, Tdh ha desarrollado un curso virtual de 40 horas sobre justicia juvenil y lo han recibido un conjunto de jueces penales ecuatorianos.

Moldavia
Tdh ha reforzado las competencias de más de 1.500 profesionales sobre los derechos de la infancia en contacto con la justicia y sus vulnerabilidades. Gracias a una colaboración con el Ministro del Interior durante una campaña de sensibilización, 110.000 jóvenes y 43.000 padres y madres han podido informarse sobre los derechos de la infancia confrontada por primera vez con el sistema judicial.

Jordania
Tdh propone actividades psicosociales y formaciones profesionales a menores en conflicto con la ley. 286 muchachos han tomado parte de manera voluntaria en estas actividades de grupo para gestionar mejor el tiempo durante la detención, retomar la confianza en sí mismos y hacer frente mejor al estrés.

Nicaragua
Tdh ha elaborado un manual de acción de la policía penal para adolescentes teniendo en cuenta las nuevas directivas de la Policía nacional. 650 adolescentes se han beneficiado de las medidas de sustitución a la pena privativa de libertad, lo que representa el 27% más que en el informe de 2014.

Perú
Desde el comienzo del proyecto hace diez años, Tdh ha acudido en ayuda de 2.500 adolescentes presuntos culpables de delitos en las comisarías. Unos 1.000 adolescentes que han escapado de la prisión y se han beneficiado de un encuadre  social, el 93,6% no han reincidido.

Panamá
Tdh y 35 expertos internacionales que representan a ocho países han desarrollado un certificado de estudios avanzados en justicia juvenil (CAS). Esta formación en línea arrancará en fase test en octubre de 2016 con 40 profesionales de la justicia de América Latina.

Palestina
Desde hace cinco años Tdh defiende una reforma de derecho penal de menores en profundidad. Después de Gaza y de Hebrón, el proyecto se ha extendido a Bethleem. Hemos apoyado, enmarcado y acompañado a los agentes de la libertad condicional, lo que ha supuesto inmediatamente un efecto positivo sobre los 945 menores en seguimiento. Una investigación sobre la justicia de “costumbre “ ha confirmado la presunción según la cual la gran mayoría de casos no son tratados por la justicia oficial.

Datos de Tdh:
18 países de intervención
16.000 niños y niñas en contacto con los sistemas de justicia ayudados por Tdh
11.000 profesionales de la justicia para menores formados

Datos generales:
El 60% de los adolescentes en conflicto con la ley en Perú cumplen su pena en prisión
1 millón de niños y niñas detenidos en lugar de ir a la escuela

El 62% de los menores afganos no han tenido abogado para defenderlos

Fuente original: http://bit.ly/2alw4Ie

Terre des hommes - Explotación laboral

Desde hace varios años, el número de niños y niñas que trabajan ha disminuido. Sin embargo, su número se cifra todavía en 168 millones, de los cuales 85 millones son víctimas de explotación. Estos menores trabajan, desde su más tierna edad, en los campos, en las minas de oro, en las canteras de piedra o en la calle. Otros son víctimas de explotación sexual. Terre des hommes – Lausanne (Tdh – Ayuda a la infancia) ha permitido a estos niños y niñas volver a la escuela o formarse.
En 18 países, Tdh ha reducido la explotación laboral infantil. Ayudamos a los niños y niñas a volver a la escuela y luchamos contra la pobreza dando a las familias la posibilidad de formarse y de ponerse al día. Con las organizaciones locales, las comunidades y el Estado, prevenimos la explotación de los niños y niñas y protegemos a los que ya son víctimas tanto en Asia como en El Oeste de África o en Oriente Medio. 

SALIR DE LA EXPLOTACIÓN HACIA LA ESCOLARIZACIÓN 
En Assiout, en el Alto Egipto, hemos conseguido que 3.600 niños y niñas trabajadores encuentren el camino a la escuela. Estos menores pueden así adquirir los conocimientos y competencias que les preserven de la explotación. Para abrir las puertas de la escuela a estos peques, nuestros trabajadores sociales negocian firmemente con las familias, pero también con las autoridades escolares. Si la escuela es una solución clave para salir de la experiencia laboral, a veces, desgraciadamente es una de las causas. En efecto, el trabajo infantil puede ser debido a las deficiencias de los sistemas escolares que excluyen a los niños y niñas sin papeles. En Mauritania, hemos luchado junto a otras organizaciones para permitir a 966 niñas y niños explotadas como empleadas domésticas para que obtengan sus papeles de estado civil necesarios para acceder a la escuela hasta ahora prohibida. En Pakistán, apoyamos a la organización Flowers que ha integrado a 377 niños y niñas en escuelas informales, que permiten un primer paso hacia la alfabetización antes de llevarlos a la escuela. Por otro lado, desarrollamos las competencias de los menores trabajadores, a través de juegos que refuerzan su autoestima y sus capacidades de adaptación y de resiliencia. Ayudamos también a los niños y niñas a utilizar mejor los servicios estatales o comunitarios existentes. 

UNA DE LAS PEORES FORMAS DE TRABAJO 
La escasez de protección social de los niños y niñas, la discriminación de género o la gran pobreza son el origen de la explotación sexual. En ausencia de horizontes y el gancho de ganar dinero rápidamente, los niños y niñas son empujados a vender su cuerpo. En Haití, ayudamos específicamente a las chicas explotadas sexualmente que viven en la calle a volver a la escuela o emprender una formación profesional. En Nepal, con nuestros colaboradores hemos acogido a las jovencitas y también a los muchachos víctimas de explotación sexual para ayudarles a emanciparse, recobrar la confianza en sí mismos y finalmente salir de la explotación. 

NEGOCIAR LA MEJORA DE LAS CONDICIONES DE TRABAJO 
Si la escuela o una formación no son posibles, buscamos otras soluciones. Negociamos con los empleadores para mejorar las condiciones de trabajo, la salud y el bienestar de los niños y niñas. Estos son los pequeños éxitos cotidianos que los hombres y mujeres sobre el terreno obtienen a fuerza de persuasión junto a las familias y empleadores. A menudo, son los primeros pasos antes de conseguir éxito. Para proteger mejor a los niños y niñas reforzamos además, las competencias y las capacidades de las organizaciones locales. En India, en Andra Pradesh y Telangana, hemos desarrollado las competencias de 563 profesionales gracias a las nuevas tecnologías de la información y de la comunicación. En Europa del Sureste, hemos lanzado un centro de recursos virtual, el Child Protection Hub (www.childhub.org) . En menos de un año , más de 1.100 profesionales de la protección a la infancia se han adherido. Más de 6.000 personas ponen regularmente al día sus conocimientos accediendo a los recursos documentales, infografías (más de 10.000), vídeos, notas e informes.  
El trabajo de los niños y niñas también puede ser debido a las deficiencias de los sistemas escolares que excluyen a los menores sin papeles”, señala Pierre Philippe, director adjunto en temas de protección y salud. 

PROTEGER A LOS NIÑOS Y NIÑAS VÍCTIMAS DE EXPLOTACIÓN EN LA CRISIS SIRIA
El trabajo de los niños y niñas es consecuencia de la pobreza de sus familias. Los niños y niñas trabajan para sobrevivir ellos y sus familias. En Siria y en los países vecinos que acogen a millones de refugiados, la guerra ha obligado a numerosos niños y niñas a trabajar. Las familias no llegan a cubrir sus necesidades y ponen a los niños y niñas a trabajar para asegurarse un mínimo vital. El trabajo de los menores perpetua el ciclo de la pobreza: los niños y niñas que trabajan hoy corren el riesgo de ser pobres mañana. Nosotros protegemos a los niños y niñas integrándoles  en las actividades semanales y ayudamos a las familias a vivir decentemente gracias a la distribución de bienes de primera necesidad como mantas y calefacción. 

LOS PUNTOS FUERTES DE NUESTRA LUCHA CONTRA LA EXPLOTACIÓN EN 2015

Afganistán
En el distrito de Rustaq, la proporción de niños y niñas no escolarizados es de alrededor del 60%. Los menores son enviados a trabajar muy pronto para cubrir las necesidades de la familia. Tdh acude en ayuda de 4.358 familias de 20 pueblos de la región para mejorar los ingresos  de los cultivos de árboles frutales y pistachos. 

Benín
En el centro y sur de Benín así como en el Estado de Ogun en Nigeria, Tdh refuerza el sistema de protección de los niños y niñas en dificultad. Cerca de 4.400 niños y niñas se han beneficiado de actividades psicosociales, de apoyo directo y de protección en el seno de familias de acogida. 

Colombia
Tdh ha contribuido a reforzar el sistema judicial y ha puesto en marcha políticas públicas que vigilan el interés superior del niño y de la niña. Hemos permitido a los menores víctimas de violencias sexuales hacer oír su voz ante la justicia y luchar contra la impunidad. 

Children win
Los grandes eventos deportivos, como los mundiales de fútbol o los Juegos Olímpicos, pueden tener un impacto considerable en la población local, niños y niñas incluidos. En el marco de la campaña de la Federación Internacional Tdh Children Win, nos involucramos para que los derechos de los niños y niñas sean respetados en todos los campos, antes, durante y después de los eventos deportivos. 

Egipto
En Assiout, Tdh ha permitido a 3.600 niños y niñas trabajadores volver a la escuela. Hemos mejorado además, las condiciones de vida de sus familias procurándoles un apoyo financiero y sensibilizando a las comunidades locales en los derechos de la infancia y en la manera de actuar para proteger a los menores. 

Haití
Tdh ha protegido a las niñas en situación de  la calle en Puerto Príncipe en colaboración con Sofalam, una asociación local. 50 niñas han podido regresar con su familia, 43 han vuelto a la escuela y siete han hecho cursos de estética y han abierto en la asociación un salón de belleza gracias a nuestro apoyo financiero. 

India
En Andhra Pradesh y en Telangana, casi todos los niños y niñas salvados de las garras de la explotación son llevados a instituciones. El 62% de ellos pasan más de un año antes de encontrar a su familia o de abandonar el establecimiento. Tdh, ha trabajado estrechamente con el gobierno y la sociedad civil y el 75% de los niños y niñas admitidos en las instituciones en 2015 se reunieron con sus padres durante el mismo año. 

Mauritania
Tdh se ha hecho cargo de 7.718 niñas y niños que trabajan como empleadas domésticas, en casas particulares en las nuevas comunas de Nouakchott y en cinco lugares de Rosso. Para ayudar mejor a estos niños y niñas hemos formado a 450 actores de 180 asociaciones, 120 responsables pedagógicos y 54 miembros de comités de vigilancia y alerta de los seis sistemas de protección comunal. 

Moldavia
Tdh ha formado a cerca de 2.500 profesionales locales para reconocer a los niños y niñas víctimas de negligencia, violencia, discriminación o explotación y protegerles. Hemos abierto 53 ludotecas (espacios socio-educativos) en las zonas rurales para que los niños y niñas más vulnerables tales como los romaníes que son los menos aventajados socialmente y económicamente puedan integrarse mejor. 

Palestina
El trabajo de niños y niñas es frecuente en situaciones de crisis. En Palestina, el 24% de los niños y niñas no escolarizados trabajan. La situación de estos menores a veces a penas tienen nueve años, es particularmente difícil. Tdh ha ayudado a 165 niños y niñas a reintegrarse en la escuela o en centros de formación profesional. 

Nepal
En los distritos de Katmandu y Lalitur, Tdh ha retirado a 587 niños y niñas de la explotación sexual. Además, hemos permitido a 175 chicas y 7 chicos que hasta entonces habían sido víctimas  de explotación sexual con fines comerciales, formarse.

Datos de Tdh:
170.000 niños y niñas protegidos de la explotación
18 países de intervención
32.000 educadores, tutores y animadores formados en protección a la infancia

Datos generales:
El 44% de los niños y niñas que trabajan tienen menos de 11 años
85 millones de niños y niñas son explotados en el mundo
17 millones de niños y niñas trabajan como empleadas domésticas

Fuente original: http://bit.ly/2alw4Ie

martes, 23 de agosto de 2016

La exposición "Another Me", que muestra la historia de supervivientes de trata, llega a Euskadi


Hasta el 26 de agosto, en el Ayuntamiento de Bakio (Vizcaya), podrá visitarse la exposición "Another Me". Las fotografías de “Another Me” presentan a niñas y mujeres de 8 a 25 años de edad, supervivientes de la trata, de la violación o del abandono, que están o han estado bajo el cuidado de Sanlaap, una organización no gubernamental colaboradora de Tierra de hombres, que las acoge en Kolkata, India. Las chicas deseaban gritarle al mundo sus historias. No solo se trata de historias sobre la trata y la prostitución, se trata de historias sobre la vulnerabilidad. 
El autor de la muestra, el fotógrafo documental Bhadra Achinto expresa cómo la frágil protección de una niña se rompe por la violencia machista, la pérdida de un padre o un matrimonio temprano, y cómo esa vulnerabilidad es explotada por los maridos, las tías y los tíos, los vecinos y por último, por los propietarios de los burdeles.
Fuente original: http://bit.ly/2bfu0Xn