miércoles, 25 de febrero de 2015

India - Comités donde también los niños y niñas pueden tomar la palabra


Terre des hommes – Lausanne (Tdh – Ayuda a la infancia) lanza una nueva iniciativa para reforzar la protección de los niños y niñas a través de la creación de Comités para la protección de menores (CPE) en el seno de las instituciones públicas de tres Estados en India: Andhra Pradesh, Télangana y Bengale-Occidental. Esencialmente compuestos de niños y niñas, los CPE tienen como objetivo identificar las necesidades de protección de menores en los hogares de acogida y aportar soluciones para mejorar sus condiciones de vida. Esta nueva aproximación coloca al menor en el centro de las decisiones.
Responder a las necesidades de niños y niñas a través de su propia experiencia
El objetivo principal de los comités es «ayudar a los niños y niñas que sufren», como subraya uno de ellos. Apoyándose en sus propias experiencias en los hogares de acogida, los miembros de los CPE perciben los miedos subyacentes de los niños y niñas que llegan a los centros, todos están de acuerdo en decir que la separación de la familia se vive como una experiencia dolorosa para las personas menores que llegan al nuevo entorno.
La necesidad de acompañarles constituye una etapa crucial para responder mejor al estado emocional y psicológico de los nuevos que llegan y para asistir a cada niño o niña con dificultades, sean cuales sean sus necesidades. Los CPE aportan un apoyo a las personas menores y crean un entorno donde se sienten seguros y bien.
Menores, en el centro de la aproximación de los CPE
Cada comité está compuesto de una veintena de niños y niñas, que residen también en los hogares de acogida. Son elegidos por el personal de las instituciones, así como por los menores que viven allí; estos últimos fijan juntos las modalidades de los comités y participan en la toma de decisiones. El papel de los CPE es decidir cómo pueden intervenir en los hogares de acogida para acudir en ayuda de los niños y niñas. Tdh trabaja actualmente con nueve instituciones públicas para niños y niñas en los Estados de  Andhra Pradesh et Télangana. El proyecto ha sido puesto en marcha por el colaborador de Tdh, HELP y financiado por Human Dignity Foundation. En el Estado de  Bengale-Occidental, Tdh trabaja con 10 instituciones públicas para asegurar los estándares de protección a la infancia y mejorar sus condiciones de vida. La iniciativa de los comités para los niños y niñas se ha puesto en marcha por el colaborador de Tdh, PRAAJAK, y es apoyado por Chaîne du Bonheur.

viernes, 20 de febrero de 2015

Día Mundial de la Justicia Social


Hoy, 20 de febrero, se celebra el Día Mundial de la Justicia Social. La Asamblea General de las Naciones Unidas tilda este acontecimiento como principio fundamental de la convivencia pacífica y próspera, dentro y entre las naciones. Porque el crecimiento económico y social debe ser equitativo para cada sociedad, así como para cada un@ de sus integrantes, adultos y niñ@s. Al fin y al cabo todos somos ciudadanos de un lugar llamado mundo.

Jordania - Los refugiados sirios luchan contra el frío glacial


La tormenta de nieve Huda que asoló Oriente Medio a mediados de enero de 2015 agravó las condiciones de vida, ya terribles, de los refugiados sirios en Jordania así como de las familias jordanas muy vulnerables. Para hacer frente al frío, Terre des hommes – Lausanne (Tdh – Ayuda a la infancia) distribuyó kits de invierno y bienes de primera necesidad a más de 445 familias.
Una ola de frio
Según el Alto Comisariado de las Naciones Unidas para los refugiados, el número de refugiados sirios en Jordania han llegado a 622.173. Entre ellos, el 80% viven fuera de los campos, en el seno de las comunidades anfitrionas. Mientras que las condiciones de vida de los refugiados y de algunas familias jordanas son ya muy difíciles, una ola de frío se coló por toda la región durante varios días a mediados de enero, agravando la situación de estas personas, obligadas a luchar contra la nieve y con temperaturas que descenderon por debajo de los 6 grados bajo cero durante la noche.
Un largo dispositivo de urgencia
Para hacer frente a estas condiciones climáticas excepcionales, Tdh puso en marcha un amplio dispositivo de urgencia: mantas, comida y radiadores fueron distribuidos durante cuatro días. Más de 445 familias,  o sea más de 3.000 personas, se beneficiaron del apoyo de Tdh a través de estas distribuciones. Las familias se mostraron muy agradecidas por la ayuda prestada por la ONG y por las asociaciones con las que trabaja.
Un poco de calor
Es el caso de una familia siria que llegó a Jordania hace más de dos años. Primero se establecieron en un campo, luego prefirieron reunirse con sus parientes instalados en Ajloun. Ahora viven en compañía de otras tres familias en una casa presa de la humedad y que amenaza ruina. Durante la tormenta Huda, las familias estuvieron bloqueadas durante dos días a causa de la nieve. Tuvieron dificultades para calentarse y a los menores les faltaba comida. En este contexto, Tdh intervino aportando un kit alimentario y mantas contra el frío. La madre de familia hizo llegar a Tdh su agradecimiento por haberles aportado un poco de calor a su familia, cuando más lo necesitaban.
Tdh Lausanne, apoyada por Chaîne de Bonheur, Tdh Alemania y UNICEF, intervienen en el Norte de Jordania desde 2012 a través de la puesta en marcha de programas de urgencia que intentan responder a la crisis siria en el interior de las comunidades de acogida.

Día mundial contra la utilización de menores como soldados


«Red Hand Day», es una iniciativa mundial contra la utilización de menores como soldados. En esta ocasión, Terre des hommes – Lausanne (Tdh – Ayuda a la infancia) se movilizó para atraer la atención sobre esta violación de los Derechos de la Infancia que afecta actualmente a miles de niños en el mundo y que se celebra cada año el 12 de febrero.
Prevención, protección e integración
Los diferentes marcos legislativos y las medidas de aplicación que existen a nivel internacional en materia de protección a la infancia en el dominio de los conflictos armados, a menudo no es suficiente para prevenir el reclutamiento y el enrolamiento. Este es el caso en varias regiones del mundo en las que interviene Tdh. Cuando los Estados y las partes en conflicto no pueden o no quieren asumir su responsabilidad hacia las personas menores según la legislación internacional, Tdh se asocia con otras organizaciones para instaurar las medidas de prevención y de protección a la infancia y facilitar su reintegración comunitaria.
Una prioridad en las situaciones humanitarias
La puesta en marcha de estas medidas constituye una de nuestras prioridades de intervención en el marco de nuestra política interna de protección a la infancia en situación humanitaria. Recientemente, por ejemplo, nuestros equipos han regresado del Estado de Jonglei, al norte de Juba, en Sudán del Sur, donde alrededor de 3.000 menores estaban a punto de ser desatendidos. Tdh en este momento se moviliza activamente sensibilizando a los grupos inter-agencias y a los donantes para asegurar que se ofrece una respuesta eficaz a la situación de estos menores.
#ChildrenNotSoldiers  #RedHandDay

lunes, 16 de febrero de 2015

XIII Festival Intercentros en A Coruña a beneficio de Tdh


El próximo día 13 de marzo tendrá lugar el XIII Festival Intercentros, en el Coliseum de A Coruña, a beneficio de la Fundación Tierra de Hombres (Tdh – Ayuda a la infancia) y de su programa de salud AME - Viaje Hacia la Vida.
El macro Festival Intercentros,  reúne este año a 28 organizaciones (centros de enseñanza) que se vuelcan con la solidaridad a través de diversas facetas musicales, preparándose  durante varios meses en sus centros de enseñanza, hasta llegar el día de la Gala final, que congrega a un muy numeroso público solidario.
Este año 2015, Tdh Galicia ha sido la organización seleccionada por el equipo que forma Intercentros, con el Padre Rodrigo como director, y contamos con la colaboración de entidades como el Deportivo de A Coruña que participarán en el evento, numerosos colaboradores y patrocinado por el Ayuntamiento de A Coruña, pero sobre todo sus protagonistas que son los niños y niñas que actuarán en la Gala, con toda su ilusión y que harán posible que nuestro programa Viaje hacia la Vida tenga continuidad gracias a  todos ellos, y que seguro será todo un éxito.
Animaros a participar en este Gala Solidaria y hacer posible los fines de Tierra de Hombres de ayuda a la infancia más vulnerable y desamparada. Venta de entradas Servinova y taquilla Plaza de Orense(A Coruña).

Colaboración reforzada y una justicia adaptada a los menores: conclusiones del Congreso Mundial sobre Justicia Juvenil 2015


«Yo soy menor. Merezco que me ofrezcan lo mejor». A través de esta palabras, Marie Wernham, consultora internacional de los derechos de la infancia, presentó ante una asamblea de más de 900 personas una síntesis de los trabajos del Congreso Mundial sobre Justicia Juvenil, que tuvo lugar del 26 al 30 de enero de 2015, en Ginebra.
Organizado conjuntamente por el Gobierno suizo y Terre des hommes – Lausanne (Tdh – Ayuda a la infancia), el congreso mundial reunió por primera vez a unos 900 delegados provenientes de más de 90 estados y organizaciones de la sociedad civil. Este encuentro animó a los actores de la escena internacional a trabajar juntos para mejorar las respuestas en los casos de niños y niñas en conflicto con la ley, pero también de las personas menores víctimas o testigos.
Trabajar juntos
La participación, muy importante, con más de 900 personas inscritas en las presentaciones y en los talleres, da testimonio de la voluntad de los actores de mejorar las prácticas en materia de justicia juvenil y de colocar la aproximación restaurativa de la justicia juvenil en el centro del cambio. En efecto, aunque la justicia juvenil esté reglamentada por un número importante de instrumentos internacionales, su puesta en marcha a menudo falta en la práctica, como ha subrayado Alexandre Fasel, embajador suizo en las Naciones Unidas en Ginebra. El congreso mundial fue un fórum de diálogo que permitió el intercambio de buenas prácticas en materia de procesos judiciales y de reinserción de las personas menores en conflicto con la ley.
El año del reconocimiento de la justicia juvenil
El evento de portada internacional puso también el acento en las respuestas aportadas en las situaciones particulares de cada niño y niña.  «Debemos encontrar soluciones que no pongan trabas al desarrollo del menor sino que le favorezcan», reveló Jean Zermatten, fundador del Instituto Internacional de los Derechos de la Infancia y antiguo presidente del Comité de los Derechos de la infancia de Naciones Unidas.
El Congreso Mundial sobre Justicia Juvenil concluyó con la adopción de una Declaración final,  que intenta promover los principios de una justicia adaptada a los menores y de una justicia restaurativa. Para  Benoît Van Keirsbilck, presidente de la ONG Defensa de los Niños y Niñas, 2015 representa el año de cierto reconocimiento de la justicia juvenil: «Se puede esperar que en algunos años, cuando miremos atrás, se identificará este Congreso como él que ha permitido una evolución significativa de cómo se lleva a los niños y niñas y  sobre la manera en que se les va a tratar».

jueves, 12 de febrero de 2015

El mundo debe encontrar alternativas a la prisión para las personas menores


Representantes de más de 90 Estados así como más de 110 ONG se reunieron en en Ginebra con ocasión del Congreso Mundial sobre la Justicia Juvenil, organizado conjuntamente por el Gobierno suizo y Terre des hommes –Lausanne (Tdh – Ayuda a la infancia), con el fin de intercambiar sus experiencias y compartir las buenas prácticas. En esta ocasión, Vito Angelillo, Director general de Tdh, recordó los efectos nefastos del internamiento de menores y explica que una aproximación restaurativa de la justicia juvenil puede ser muy fructífera. Leed el artículo completo (en inglés) aquí.

Una nueva formación en justicia juvenil para promover los derechos de la infancia


Con ocasión del Congreso Mundial sobre justicia juvenil organizado del 26 al 30 de enero en Ginebra, Terre des hommes – Lausanne (Tdh – Ayuda a la infancia), el Instituto Internacional de los Derechos de la Infancia (IDE) y el Centro Interfacultativo en Derechos de la Infancia (CIDE) de la Universidad de Ginebra se reunieron para poner en marcha un proyecto innovador y ambicioso: el Certificado de formación continua en justicia juvenil. Este certificado (Certificate of Advanced Studies o CAS) de nivel universitario está dirigido a los profesionales de la justicia (policías, jueces, procuradores, abogados, trabajadores sociales, psiquiatras pediátricos, educadores y agentes de detención) y es el fruto de numerosos años de trabajo sobre el terreno y de profundas reflexiones entre Tdh y el IDE.
Con el fin de favorecer una larga difusión, particularmente en los países en desarrollo, los cursos serán on-line, en un primer momento desde el comienzo universitario en septiembre de 2015, en español, luego se harán en cinco lenguas (español, portugués, francés, inglés y árabe) desde 2017. La aproximación  restaurativa de la justicia juvenil, que permite restablecer la armonía rota entre el menor autor de la infracción, la víctima y la comunidad será puesta en evidencia.

martes, 10 de febrero de 2015

Hacia una justicia juvenil educativa


En algunas regiones del mundo las personas menores representan del 30 al 40% de la población. En vista de este número, la cuestión de la puesta en marcha de una justicia juvenil restaurativa se tiene en cuenta más que nunca para jóvenes en conflicto con la ley. Con ocasión de la segunda jornada del Congreso mundial sobre justicia juvenil, los expertos se reunieron en sesión plenaria para discutir las dimensiones claves de la justicia juvenil restaurativa.
Estimular el diálogo
Una aproximación restaurativa de la justicia juvenil estimula en primer lugar el diálogo entre menores en conflicto con la ley, la víctima, la familia y la comunidad. Cada parte es considerada como un actor en la resolución de conflictos. Esta aproximación considerada  “participativa” permite a la víctima mantener un diálogo con el delincuente, con el objetivo de disipar sus frustraciones y sus miedos. El intercambio, permite jóvenes en conflicto con la ley tomar conciencia de sus actos y modificar en consecuencia su actitud y su conducta. El aspecto participativo es crucial, pues permite a las personas jóvenes intervenir por el lado de la decisión de la justicia, viéndola así más aceptable.
Estimular la reintegración
Una política que respeta a las personas menores busca también reintegrarlas en la sociedad a través de las alternativas a las medidas privativas de libertad. Por eso se dice “educativa” y se pone a cualquier forma de represión, salvo en casos extremos. Una persona joven en un centro de detención está de hecho aislado, estigmatizado y excluido. En esta situación, sumando el riesgo de ser víctima de violencias institucionales, va a reducir considerablemente sus perspectivas de futuro que no sean las de la criminalidad, e incluso se puede ver empujado a radicalizarse. Por el contrario, las personas jóvenes que se benefician de medidas no privativas de libertad tienen mayores oportunidades de reconstruir su vida, regresar a la escuela y reintegrarse en la sociedad.
Estimular la formación de profesionales de la justicia
Los expertos en justicia juvenil también han comentado la falta de instituciones especializadas y de profesionales que trabajan con menores así como la falta de coordinación entre las instituciones. En efecto, la justicia juvenil debe estar disociada de la justicia criminal para adultos. Todas las intervenciones de profesionales de la justicia juvenil restaurativa deben tener una especialización en materia de tratamiento jurídico, social y educativo. Esta aproximación permite responder a las necesidades y especificidades de cada niño y niña en conflicto con la ley, proporcionándoles prestaciones de calidad durante todos los pasos del procedimiento.
El Congresos mundial sobre justicia juvenil fue organizado conjuntamente por el Gobierno suizo y la ONG de ayuda a la infancia, Terre des hommes – Lausanne. Para conocer más, http://www.jj2015.ch

viernes, 6 de febrero de 2015

Protección de menores migrantes no acompañados en África del Oeste


En África del Oeste, precisamente en Bénin, Burkina Faso, Guinea, Mali y Togo, Terre des hommes – Lausanne (Tdh – Ayuda a la infancia) se ha impuesto la misión de reducir los riesgos de movilidad de los menores, sin perder de vista las oportunidades que ella pueda ofrecer. Movilizando Estados, sociedad civil, comunidades y opinión pública, Tdh y sus colaboradores desarrollan todo un sistema de protección de los menores migrantes. Este sistema permitirá no solo asegurar el camino de los menores, desde su salida hasta su regreso a casa, sino también luchar contra la explotación, la trata y el maltrato en contra de los niños y niñas.
El contexto
Fenómeno cultural mayor en África, debido a las difíciles condiciones de vida, la emigración es a veces percibida por los menores y sus familias como una oportunidad de éxito o supervivencia. Los servicios ofertados en su pueblo no les dejan a veces otra elección que partir en busca de un futuro más digno. Desgraciadamente, los Estados generalizan toda emigración a una forma de explotación y no ofrecen toda la protección que los niños y niñas necesitan a lo largo de su recorrido. Sin embargo, los riesgos son numerosos. Muchos de los menores, sometidos, sufren malos tratos físicos y morales, en su lugar de origen, durante el camino y en su destino. Otros, son arrastrados a situaciones de trata y explotación: enrolados como niños soldados, reducidos a la esclavitud, a la servidumbre, a los trabajos forzados, a actividades ilícitas y a la explotación sexual.
Bénin
3.400 menores emigrantes son apoyados por Tdh y su colaborador nacional ESAM. Se trata principalmente de jovencitas togolesas menores de 14 años acompañadas, pero también jovencitas que viajan solas. Estas jóvenes reciben una protección contra los riesgos y violencias que puedan sufrir a lo largo del camino y están acompañadas para un mayor éxito de su viaje y proyectos. Ellas son acogidas y apoyadas en dos centros para menores, en los “Puntos de Esperanza” instalados a lo largo del trayecto y gracias a seis proyectos desarrollados por las comunidades con el apoyo de Tdh para asegurar la durabilidad de este trabajo e implicar a los países en la protección de estos menores, miembros del gobierno y de la sociedad civil así como trabajadores sociales, agentes de las fuerzas del orden y periodistas son sensibilizados en la problemática de la movilidad infantil y formados para saber y poder protegerles. Se lleva a cabo un trabajo de ayuda para concienciar al gobierno en la adopción y puesta en marcha de un modelo nacional de acogida de los menores migrantes.
Burkina Faso
Tdh y su colaborador local AEJTB apoyan esencialmente a las jóvenes emigrantes desde cinco provincias del país hasta las grandes ciudades de Burkina y Mali. Ellas trabajan como empleadas domésticas y desgraciadamente a menudo son víctimas de malos tratos. Tdh acompaña al Estado y a las comunidades para desarrollar un sistema de protección ya presente pero poco aplicado. Para terminar, serán capaces de prevenir los riesgos de la emigración, proteger a las y los menores víctimas de violencia y ofrecerles verdaderas oportunidades: educativas o profesionales. Actualmente, Tdh apoya a las autoridades, a las comunidades y a las familias para saber escuchar a las personas menores y darles consejo y orientación para preparar su futuro: volver a la escuela, formación profesional, montar una empresa. Se ha puesto en marcha una red entre las comunidades y los servicios estatales para seguir y acompañar a las jovencitas que han decidido emigrar, sobre todo con el fin de minimizar los riesgos de violencia que podrían sufrir. Las personas menores que sufren violencia se benefician de un acogimiento psicológico, psicosocial, médico, judicial o jurídico.
Guinea
Tdh, acompañada por la organización nacional Sabou Guinea intervienen junto a 2.800 niños y niñas emigrantes. Estas personas menores la mayoría salen de las zonas rurales hacia las grandes ciudades de Conakry y N´Zerekore. Otras, originarias de los pueblos grandes e incluso de estas ciudades, son atraídas por las minas de oro y de diamantes situadas en el medio rural. Tdh, trabaja en las comunidades para prevenir a las familias y a las autoridades de los riesgos que corren los y las menores emigrantes. Aquí, y sobre su ruta, Tdh localiza a las personas menores vulnerables o víctimas de violencia, las escucha y las dirige para que puedan volver a su casa o a que su proyecto conduzca a algo. Algunas se benefician de un apoyo psicológico, psicosocial y médico. Se les propone a las familias más pobres actividades generadoras de ingresos y los autores de las violaciones de los derechos de la infancia son denunciados a las autoridades competentes. Tdh forma y trabaja en colaboración con las organizaciones nacionales y las estructuras existentes de protección a la infancia puestas en marcha por el estado y las comunidades. 
Mali
2.200 menores emigrantes se van a beneficiar de las actividades de Tdh y de la organización nacional ENDA-Mali. Estos menores abandonan las zonas rurales para dirigirse a las grandes ciudades de Mali o de Burkina Faso. Entre ellos, Tdh apoyará a 300 muchachas de Burkina que parten como empleadas domésticas a Mopti en Mali. Tdh comenzó con este proyecto en junio de 2013. Primero identifica los caminos que emprenden estas niñas, sobre todo gracias a un sistema de alerta puesto en marcha junto al Estado y las comunidades. Dos “Puntos Esperanza” se van a construir en estos caminos. Las menores se podrán refugiar en ellas y recibir consejo, orientación y protección en su proyecto personal así como ayuda médica, psicosocial y jurídica. Tdh acompañará a seis proyectos desarrollados por las comunidades y a 10 clubs de menores, que se encargarán de velar por el bienestar de menores, desde su partida, durante el camino y a su llegada. Gracias al compromiso de los medios y de otras organizaciones, los niños y niñas, las comunidades y los empleadores serán sensibilizados sobre los peligros de la emigración y el riesgo que corre un menor cuando es víctima de la violencia.
Togo
Tdh y su colaborador local ETD apoyan a 8.000 niños y niñas vulnerables o víctimas de explotación. Entre ellos, 2.000 menores provenientes de 12 pueblos de las prefecturas de Vo y Akebou parten hacia las capitales de Lomé en Togo y Accra en Ghana. Tdh sensibiliza a comunidades y a empleadores de las consecuencias nefastas de una movilidad mal organizada. Gracias a las visitas familiares y a las actividades psicosociales para menores, las comunidades, con el apoyo de Tdh localizan a los que planean un viaje, a quienes lo viven o lo han vivido. Las personas menores son escuchadas, aconsejadas para que encuentren soluciones alternativas a su movilidad, en las que están implicados familiares y parientes. Los y las menores que elijen marchar son igualmente acompañados: se les pone en contacto con asociaciones que se encargan de vigilar su protección a lo largo de todo el recorrido. Se encuentran en Lomé, en Accra en los “Puntos Esperanza” donde reciben un apoyo psicológico, jurídico, escolar, médico-social… Tdh apoya a las organizaciones nacionales, al Ministerio de Acción Social, a las instituciones y a las asociaciones comunitarias para desarrollar sistemas de protección a la infancia más competitivos.   
Campaña internacional “Destino Desconocido”
A través de su proyecto regional, Tdh toma parte en la campaña de la Federación Internacional Terre des homes. La campaña internacional “Destino Desconocido” es apoyada por colaboradores que unen sus fuerzas para desarrollar mecanismos de protección a la infancia en movilidad, sensibilizar a la opinión pública y a la sociedad civil en esta problemática y estar a favor de los cambios políticos.
Seguid la campaña en  www.destination-unknown.org.

martes, 3 de febrero de 2015

Tribi, joven peruano de 19 años, canta su historia

-->
Después de haber cometido una infracción, Tribi, joven peruano de 19 años, ha participado en los talleres de reinserción organizados por Terre des hommes – Lausanne (Tdh – Ayuda a la infancia) Perú y se ha comprometido en servicios comunitarios. Gracias a esta intervención, Tribi ha podido salir de esta situación. En colaboración con las autoridades locales, la ONG trabaja en la puesta en marcha de una aproximación restaurativa, opción para los menores en conflicto con la ley.
Cuando Tribi es llevado al puesto de policía de El Agustino, desea asumir la responsabilidad de sus actos y manifiesta la voluntad de reparar los daños causados. Especialistas de la justicia juvenil refieren su caso al equipo de Tdh  Perú. Tribi reconocía haber tenido mucha suerte: los dos amigos con los que se encontraba el día de la infracción han sido detenidos.
Gracias al apoyo de Tdh y de sus padres, Tribi ha tenido “la fuerza de cambiar”. Los cursos de reinserción, así como los consejos ofrecidos por la ONG le han vuelto más maduro: “Yo me agitaba sin cesar en las calles de mi barrio. Ahora, ya no me dejo influenciar por mi entorno. Yo aprendo, estoy ocupado y me siento más maduro. También estudio informática en una escuela.” Los miembros de Tdh le han tratado como uno más de la familia: “Cada vez que necesitaba ayuda, estaban a mi lado para aconsejarme”, nos explica.
Tdh Perú también ha contactado con la víctima con el fin de proponerle la reparación del daño sufrido. En el caso de Tribi, la víctima no quería reparación: “Yo he compensado el perjuicio causado trabajando en los servicios sociales y acudiendo a un hogar del barrio donde viven niños y niñas y personas con una minusvalía”, explica Tribi.
Además de su compromiso en el seno de la comunidad, Tribi ha desarrollado numerosas cualidades que antes las guardaba para él, como el hip-hop. «Yo hablo de mis experiencias, de los cambios en mi vida…He dedicado una canción al proyecto» nos comenta, poniéndose a cantar.