miércoles, 7 de octubre de 2015

Bénin - Invertir en salud

En la periferia de Cotonou, en Bénin, los niños y niñas y las mujeres embarazadas utilizan raramente los servicios sanitarios. Los problemas sanitarios materno-infantiles como la desnutrición aguda y el acceso al agua potable son persistentes. Para que estos menores y estas mujeres embarazadas puedan aprovechar las mejores condiciones de higiene, Terre des hommes – Lausanne (Tdh – Ayuda a la infancia) ha puesto en marcha un proyecto de salud materno-infantil, agua y saneamiento en dos comunas para el periodo 2015-2017.
Salud, nutrición y agua potable
El nuevo proyecto de salud materno-infantil lanzado por Tdh en los centros de salud de las comunas de Sô-Ava y d’Abomey-Calavi, en la periferia de  Cotonou, en Bénin permitirá sobre todo mejorar las condiciones de higiene y los cuidados aportados en los centros de salud que acogen a las mujeres embarazadas y a los recién nacidos. En un periodo de tres años, este proyecto de Tdh intenta ante todo facilitar el acceso a los menores de cinco años, a sus madres y a las mujeres embarazadas a la asistencia sanitaria y a la nutrición, al agua potable y al saneamiento. Hasta 2017, se beneficiarán cerca de 400.000 personas de las medidas de promoción de la salud y de prevención. Uno de los objetivos de este conjunto de actividades es también identificar activamente la desnutrición aguda infantil.
Marco inapropiado

En efecto, en Cotonou, los servicios de salud raramente son utilizados por los más vulnerables. Las tasas de desnutrición son más elevadas que la media nacional y algunas maternidades están en muy mal estado y no disponen más que de una decena de camas instaladas en espacios de higiene deplorable. Los sanitarios en los centros de salud sirven a menudo de espacio de almacenamiento y son inutilizables. El marco es pues totalmente inapropiado para hacerse cargo de las mujeres embarazadas, de los niños y niñas y de los recién nacidos.
Fuente original: http://bit.ly/1j98t1p