miércoles, 23 de octubre de 2013

Lampedusa - Id más allá del horror y pasad a la acción


Las islas de Malta y Lampedusa son actualmente el centro de las noticias de actualidad,  sacudidas por los dramas consecutivos que han causado la muerte de cientos de refugiados. Situadas a medio camino entre África y Sicilia, estas islas son una puerta de entrada a Europa para numerosos emigrantes, que huyen de la miseria o de la guerra de  Siria.
“Es insostenible que niños, niñas y adolescentes que han sufrido el trauma de la guerra y que han conseguido huir perezcan ahogados a las puertas de Europa”, se subleva Vito Angelillo, Director General de Tierra de hombres (Tdh – Ayuda a la infancia). En el campo (Centro de primeros auxilios) de Lampedusa, que acoge todos los días a nuevos rescatados de la peligrosa travesía, un refugiado de cada cuatro es un niño o niña. Las condiciones de acogida de los niños y niñas en este Centro de primeros auxilios son totalmente inaceptables, previsto para 250 personas, este centro acoge actualmente a 800 de las cuales 200 son niños y niñas, muchos de ellos separados de sus padres.
Lanzamos un llamamiento para apoyar el proyecto de Tierra de hombres en Italia que ha comenzado en junio de 2013 en la isla de Lampedusa. Faltan medios para responder a la ayuda de los refugiados, más todavía para los menores no acompañados y las familias con niños y niñas.
Actualmente, unos cincuenta menores de los cuales 40 tienen menos de 6 años, están acompañados y reciben un apoyo social y psicológico. Lilian Pizzi, la psicóloga de Tdh en la isla de Lampedusa, constata que los rescatados llegan en estado de shock. “Ellos están agotados y no encuentran palabras par relatar lo que les ha pasado”, comenta. Las actividades de acompañamiento desarrolladas por Tdh deben permitir a estos menores explicar sus miedos y volver a jugar para llegar a ser niños y niñas como los demás. “Trabajamos dentro del mismo campo, así los menores pueden jugar, dibujar y ser escuchados en un entorno protegido.”  Los dibujos testimonian su largo y peligroso periplo que comenzó a veces hace varios meses. Narran la guerra, la huida, la travesía en barco, a menudo la violencia y a veces incluso el naufragio. Al llegar, los niños y niñas a veces son ya huérfanos.
Mientras que la financiación se reduce y el número de refugiados aumenta, el proyecto de Tdh en Lampedusa está amenazado si no se encuentra rápidamente medios financieros suplementarios. Tierra de hombres tiene necesidad urgente de vuestro apoyo para seguir con este trabajo tan importante para los niños y niñas rescatados del drama del Mediterráneo. Movilizaos con nosotros y haced un donativo para estos niños y niñas. Ahora. 
Para saber más sobre el proyecto “Faro” en Lampedusa, id a la web de la organización Terre des hommes (Tierra de hombres) Italia.