miércoles, 11 de septiembre de 2013

Siria - Enfoque de la situación

La crisis en Siria acaba de entrar en una nueva fase, con el anuncio de una posible intervención militar por parte de Estados Unidos y Francia. Todas las miradas se han vuelto de nuevo hacia este país donde la guerra civil causa estragos desde hace más de dos años. Vamos a contar el estado de la situación humanitaria y los proyectos de Tierra de hombres (Tdh – Ayuda a la infancia) para acudir en ayuda de la población refugiada.
Empezó en 2011 como una revuelta y rápidamente el conflicto sirio se transformó en una  guerra civil con más de 100.000 muertos. La situación humanitaria en el interior del país es crítica y no cesa de deteriorarse. El acceso a las necesidades básicas, tales como la nutrición o la asistencia, es cada vez más difícil para la población en las zonas de conflicto. Hay una gran escasez de agua potable, material médico, carburante y electricidad con riesgo de agravar todavía más la situación humanitaria.
Los refugios improvisados 
Después de dos años de conflicto, más de dos millones de personas, cerca  de un millón son niños y niñas, han huido del país para buscar refugio en los países limítrofes.
Número de refugiados:

Líbano: 720.000
Jordania: 519.700
Turquía: 463.900
Irak: 172.000
Egipto: 111.100
La mayoría de los países anfitriones llegan al límite de su capacidad de acogida. En el interior de los campos de refugiados, las condiciones de vida son difíciles. Los refugiados lo tienen cada vez peor para encontrar un alojamiento o incluso un abrigo, los bienes de primera necesidad son a veces de difícil acceso y los servicios sanitarios tienen dificultades para responder a la demanda. Los niños y niñas, a veces separados de sus padres, están particularmente expuestos a la explotación, sobre todo laboral. Las organizaciones humanitarias deben doblar sus esfuerzos para dar protección y apoyo psicológico cuando ellos lo necesiten.
Al mismo tiempo en Líbano y Jordania, donde interviene Tierra de hombres, se experimentan tensiones  entre las comunidades de acogida y las de refugiados en numerosos pueblos. El número de refugiados pesa sobre las infraestructuras locales (escuela, centros de salud, hospitales, centros sociales) y sobre el acceso a  recursos preciosos como el agua. Esta situación provoca también una competitividad por el acceso a los puestos de trabajo. Hay que tener en cuenta también las necesidades de las poblaciones anfitrionas más vulnerables, esto es esencial para disminuir las tensiones.
Intervención de Tdh a favor de los refugiados 
En el espacio de dos años, Líbano ha acogido a 720.000 personas sirias y a 85.000 refugiados palestinos de Siria. Nuestra fundación, ya presente en Líbano para acudir en ayuda de los refugiados palestinos, ha lanzado en 2012 un programa para apoyar a esta población desplazada. Tdh ha llevado a cabo proyectos de distribución de material de primera necesidad, como colchones, mantas, kits de higiene y de cocina para los nuevos que llegan y distribución de dinero y productos de higiene para las familias más vulnerables. A fin de responder más específicamente a las necesidades de los niños y niñas, Tdh ha puesto en marcha un programa de actividades recreativas para que los jóvenes desplazados puedan divertirse y olvidar por un momento las angustias diarias y los traumas vividos. Este proyecto incluye a los niños y niñas de las comunidades anfitrionas a fin de permitir una mejor integración. También comporta un paquete de apoyo individualizado a los menores más vulnerables, así como la distribución  de kits de higiene para bebes y kits especializados para las mujeres. Durante estos cinco últimos meses, se han beneficiado del proyecto 6.000 niños y niñas.
El apoyo a los refugiados sirios está también contemplado en los proyectos de Tdh en Jordania, donde cerca de 520.000 están registrados en ACNUR-UNHCR, de los cuales la mitad son niños y niñas. Tdh está presente en la región norte del país, en la frontera con Siria. Allí se llevan a cabo proyectos de protección, de apoyo psicosocial y una asistencia material dirigida a los menores refugiados sirios y a sus familias, incluyendo también a las comunidades anfitrionas y les llega directamente a cerca de 3.700 personas entre las más vulnerables. Tdh está presente en el campo de refugiados Emirates Jordan Camp (EJC), situado cerca de la ciudad de Zarqa. Más de 800 niños y niñas apuntados con Tdh participan en actividades psicosociales en el transcurso de las cuales tienen la posibilidad de jugar, de interactuar entre ellos y explicar lo que ellos sienten.
Estar preparado
Después del anuncio de una posible intervención militar, aunque no haya habido un aflujo masivo de refugiados, Tdh prepara diferentes escenarios. “Con más de 500.000 refugiados sirios ya presentes en Jordania, la capacidad del país para responder de manera adecuada a las necesidades tiene sus límites”, analiza la responsable de nuestro programa en el país. “Si la situación ya estaba deteriorada en Siria, la situación humanitaria llegará a estar todavía más complicada. Los planes de contingencia y las opciones de intervención están actualmente siendo debatidos a nivel nacional” .
Fuente : UNHCR (02.09.2013)