miércoles, 20 de marzo de 2013

Terre des hommes / Tierra de hombres no organizará más adopciones


Entrevista a Marlene Hofstetter, responsable del área de adopción de Terre des hommes / Tierra de hombres (Tdh), en el programa Mise au Point de la TV RTS.

La adopción internacional forma parte de las actividades de Tdh desde el comienzo de los años 1960. Pero desde Edmond Kaiser y los primeros niños y niñas que llegaban por decenas, para los cuales se buscaban familias adoptivas de urgencia, a la complejidad de las gestiones actuales, la adopción internacional ha evolucionado considerablemente. Por un lado los criterios y las exigencias han llegado a ser cada vez más estrictos para los adoptantes, el número de candidaturas ha bajado ampliamente y el perfil de los niños y niñas propuestos para la adopción internacional es actualmente muy diferente de lo que esperan los futuros padres y madres. Por otro lado, los cambios estructurales en algunos países de origen, sobre todo en India, no permiten ya asumir nuestras responsabilidades respecto a los niños, niñas y a los padres adoptivos. En este contexto en evolución, Tdh no servirá ya de intermediario en adopciones pero continuará trabajando en la protección de la infancia, favoreciendo el mantenimiento o el regreso de los menores a sus familias o recurrir a otras alternativas para hacerse cargo de los niños y niñas, como las familias de acogida en los países de origen de los menores.
Después de algunos años, asistimos a un descenso regular de las adopciones internacionales. Todos los países de acogida están afectados, más en América del Norte que en Europa. El mantener al menor en su familia biológica, las alternativas a la institucionalización de los niños y niñas, el aumento de las adopciones nacionales, son en parte responsables de esta disminución. En Estados Unidos, por ejemplo, en 2004, eran adoptados 24.000 menores procedentes de otros países. En 2011, solo hubo 9.300 adopciones internacionales.
Esta disminución ha tenido consecuencias en el perfil de los menores propuestos para la adopción: niños y niñas de más edad con un pasado a veces difícil, hermanos o niños con necesidades especiales, discapacitados o que sufren alguna enfermedad. La divergencia entre los deseos de los padres de dar cabida a un niño o niña pequeño y con buena salud y la realidad de los niños adoptables crece cada vez más. Confrontados con esta realidad de la adopción internacional, algunas parejas renuncian a su proyecto. Otros pasan  por gestiones dudosas, fraudulentas en países mal organizados e insuficientemente controlados. Gracias a un fuerte apoyo de las organizaciones internacionales, entre ellas Tierra de hombres, y a la toma de conciencia de los países de origen  de los menores, estas prácticas no respetuosas con el interés de los niños y niñas están también disminuyendo actualmente. No obstante, de ahora en adelante se ha propuesto otras vías, tales como recurrir a madres de alquiler, que presenta el riesgo de una nueva forma de “mercantilización” de menores.
Esta parada en el trabajo de intermediación de Tdh no significa el abandono de todas las actividades en el campo de la adopción. Tdh continua ayudando a los adultos que habiendo sido adoptados en su infancia desean buscar sus orígenes en los diferentes países. Del mismo modo, prosiguen los esfuerzos a favor de las adopciones éticas, transparentes y por el interés superior del menor en Suiza y en el extranjero y Tierra de hombres mantiene un servicio de información junto a los gobiernos para mejorar o revisar las leyes y procedimientos relativos a las adopciones internacionales en su país.