lunes, 19 de septiembre de 2011

Burkina Faso - La exención del pago permite aumentar el acceso a la atención sanitaria infantil a menores de cinco años


El proyecto de Tierra de hombres (Tdh – Ayuda a la infancia) ha permitido multiplicar por siete el acceso a los cuidados infantiles a menores de 5 años favoreciendo la mejora de la calidad de los servicios propuestos. Tdh dirige este proyecto desde hace tres años en cuatro distritos de Burkina Faso.
En Burkina Faso, de los 3 millones de niños y niñas menores de 5 años, 500.000 no vivirán hasta los cinco años. La mayoría de estos fallecimientos podrían evitarse con un sistema de salud más accesible. La exención del pago para la asistencia de todos los niños y niñas menores de 5 años y para las mujeres embarazadas es una de las soluciones más eficaces para permitir a una población extremadamente pobre beneficiarse de su sistema de salud. La barrera financiera es responsable de la alarmante situación sanitaria constatada en los hogares de las categorías más vulnerables, en particular niños, niñas y las mujeres embarazadas.
Un mecanismo de exención del pago para los menores de cinco años se ha experimentado con éxito desde 2008, en colaboración con el Ministerio de Salud, en cuatro distritos sanitarios de Burkina Faso. El mecanismo del pago directo por el seguro social puesto en marcha está financiado por la Comisión Europea a través de su Dirección General de Ayuda Humanitaria. Con  2.700 francos suizos por año y niño/a, ha permitido multiplicar por siete las visitas a los centros de salud con una alta calidad de cuidados. A escala nacional, esto significaría para los 3 millones de menores de 5 años de Burkina Faso alrededor de 7,8 mil millones de francos suizos, o sea un 0,7% del presupuesto nacional (para un grupo clave que representa al 19% de la población total).
El proyecto de Tierra de hombres (Tdh – Ayuda a la infancia) ha permitido multiplicar por siete el acceso a la atención sanitaria infantil a menores de 5 años, favoreciendo la mejora de la calidad de los servicios propuestos. Tdh dirige este proyecto desde hace tres años en cuatro distritos de Burkina Faso.
En Burkina Faso, de los 3 millones de niños y niñas menores de 5 años, 500.000 no vivirán hasta los cinco años. La mayoría de estos fallecimientos podrían evitarse con un sistema de salud más accesible. La exención del pago para la asistencia de todos los niños y niñas menores de 5 años y para las mujeres embarazadas es una de las soluciones más eficaces para permitir a una población extremadamente pobre beneficiarse de su sistema de salud. La barrera financiera es responsable de la alarmante situación sanitaria constatada en los hogares de las categorías más vulnerables, en particular niños, niñas y las mujeres embarazadas.
Un mecanismo de exención del pago para los menores de cinco años se ha experimentado con éxito desde 2008, en colaboración con el Ministerio de Salud, en cuatro distritos sanitarios de Burkina Faso. El mecanismo del pago directo por el seguro social puesto en marcha está financiado por la Comisión Europea a través de su Dirección General de Ayuda Humanitaria. Con  2.700 francos suizos por año y niño/a, ha permitido multiplicar por siete las visitas a los centros de salud con una alta calidad de cuidados. A escala nacional, esto significaría para los 3 millones de menores de 5 años de Burkina Faso alrededor de 7,8 mil francos suizos, o sea un 0,7% del presupuesto nacional (para un grupo clave que representa al 19% de la población total).
Fruto de tres años de trabajo con los Distritos sanitarios de Tougan y Seguenega, Tdh presenta en colaboración con la London School of Hygiene and Tropical Medecine, su experiencia y describe la puesta en marcha, los efectos y los costes del dispositivo del pago directo por el seguro social: “Exención del pago: por un acceso universal a los cuidados de salud de menores de 5 año y de madres embarazadas – Buenas prácticas en Burkina Faso”. El documento, en francés, está acompañado de una guía técnica destinada a los actores de la Sanidad con vistas a un posible ampliación a la escala que pide Tdh – Ayuda a la infancia.
Para que los Objetivos del Milenio para el Desarrollo, que prevé una caída de dos tercios de la mortalidad materno-infantil en el horizonte de 2015, no siendo una mera ilusión, la exención del pago tal y como se está experimentando en estos 4 distritos, podría extenderse al territorio nacional, permitiendo a Burkina Faso abrir una brecha en su lucha para el desarrollo.