lunes, 20 de junio de 2011

Albania - El Presidente de la República defiende la integración de los gitanos

Con ocasión del Día Internacional de los Gitanos, la Union of Albanian Roma  apoyada por la delegación de Tierra de hombres (Tdh – Terre des hommes) y la coalición de ONG albanesas, “BKTH All Together Against Child Trafficking” (Todos juntos contra el tráfico infantil, BKTF) han organizado una conferencia nacional para sensibilizar a la población sobre la suerte de los gitanos en el país. 
Esta conferencia ha reunido a numerosos representantes de las instituciones, como el Presidente de la República, las misiones diplomáticas, las organizaciones internacionales, así como integrantes de la sociedad civil. El Presidente albanés, Dr Bamir Topi, ha transmitido un mensaje a los medios y a los participantes en la conferencia, para defender y apoyar los derechos de la comunidad gitana, respetando la democracia albanesa. Igualmente, ha aprovechado la ocasión para condenar otra vez el incidente del 20 de febrero de 2011 cuando decenas de familias gitanas fueron expulsadas violentamente del centro de Tirana por personas no identificadas que les obligaron a abandonar sus casas antes de quemarlas. Este suceso ha causado el desplazamiento de un número considerable de personas, de las cuales muchos son niños y niñas.
Como ha subrayado el Presidente albanés, este fue “un episodio muy enojoso”, que ha alarmado a la población albanesa y a las autoridades gubernamentales. La presencia de la OSCE en Albania, la Embajada americana en Tirana y la delegación de la UE han emitido un comunicado común pidiendo a las autoridades albanesas que investiguen este suceso y que den una asistencia apropiada a las personas desplazadas. Este comunicado del 16 de marzo de 2011 estipula: “Sabemos que Albania está oficialmente comprometida a respetar los objetivos de la Declaración del Decenio para la inclusión de los gitanos y ha ratificado la Convención de las Naciones Unidas relativa a los derechos de discriminación racial y la Convención sobre la eliminación de cualquier forma de discriminación con respecto a las mujeres”.
El respeto a los derechos de la minoría gitana no puede estar plenamente admitido y aplicado mientras que los derechos de las mujeres, niños y niñas gitanos no sean respetados. Las diferencias culturales y lingüísticas entre las comunidades y una larga historia de privaciones socio-económicas y de discriminaciones, por parte de la población, y de los servicios y de las autoridades del Estado, contribuyen a agravar los riesgos que los niños y niñas gitanos padecen y empeora en situaciones muy desfavorables.
Después de la conferencia nacional, niños, niñas, mujeres, miembros de la comunidad gitana y representantes de organizaciones de los derechos del hombre han desfilado pacíficamente a lo largo del bulevar principal de Tirana, esgrimiendo mensajes para la defensa y el respeto de los derechos de los gitanos y de sus niños y niñas.   
Tierra de hombres continua apoyando la integración de las cuestiones de protección de la infancia en los planes de acción locales. Con el objetivo de poner en marcha la estrategia nacional albanesa para la integración de los gitanos, Tdh trabaja con el apoyo de los consejos comunitarios en las zonas geográficas claves, donde viven varias comunidades gitanas: Elbasan, Fier, Korça, Pogradec, Gjirokastra.
Un buen número de las actividades de estos consejos comunitarios se han llevado a cabo en estrecha colaboración con las unidades de protección de la infancia de Tdh establecidas en estas ciudades.
Las actividades de sensibilización y formación se han desarrollado con sesiones informativas organizadas con los niños, niñas y los miembros de la comunidad gitana. La población ha sido informada sobre los objetivos tan diversos como los derechos y la protección de la infancia, la educación parental positiva, las malas consecuencias de los matrimonios precoces o del trabajo forzado sobre el crecimiento y el bienestar de los niños y niñas o la importancia de registrar los nacimientos y de la escolarización de menores gitanos. Estos consejos han jugado igualmente un papel inestimable en la identificación y en la información de un gran número de niños y niñas que tenían necesidad de protección junto a las Unidades de Protección de la Infancia de Tdh y de otros servicios públicos y privados.
Por otro lado, decenas de familias gitanas han sido confiadas a los colaboradores de Tdh. Ahora, reciben ayudas, como los micro-créditos, para que puedan generar ingresos montando pequeñas empresas y así mejorar las condiciones de vida de sus hijos e hijas y ofrecerles mejores cuidados y una mejor educación.
Este trabajo se ha puesto en marcha en el marco del programa generado por Tdh para el desarrollo de una red de protección a la infancia  a lo largo del país.