jueves, 31 de marzo de 2011

¿Qué es la salud para Tierra de hombres – Ayuda a la infancia?

“Tierra de hombres–Ayuda a la infancia desarrolla proyectos sanitarios”. Es una frase comúnmente oída desde hace años. Únicamente, salud, es un objetivo vago, amplio, infinito. Entonces  en pocas palabras, ¿qué es salud a los ojos de Tierra de hombres?
Este 18 de marzo, Tierra de hombres (Tdh – Terre des hommes) lanzó su famosa campaña de venta de naranjas (venta de naranjas) por toda Suiza. Y quien dice naranjas, dice nutrición, energía, vitaminas: salud. Todo un símbolo para contribuir a la salud de los niños y niñas, con todas estas personas –médicos, enfermeras, asistentes sociales o comunitarias, acompañantes, etc.- que se esfuerzan día a día velando por la buena salud y el buen desarrollo de los niños/as desfavorecidos. Por los cuatro rincones del mundo, los niños y niñas son asistidos, alimentados, operados, aconsejados, desde el episodio más brutal hasta un trabajo de larga duración respetuoso con las costumbres.
El año 2010 por ejemplo, marcado por una sucesión de terribles catástrofes, ha sido el apogeo de la ayuda de urgencia. En 8 países, Tdh se ha apresurado a abastecer a las familias damnificadas con “kits de cocina” (entre otras ayudas). Es decir, no solo cereales o alimentos esenciales, sino también material de cocina e ingredientes de base para cultivar, para que las familias puedan ser independientes y tener los medios para salir a flote. Los equipos de apoyo psicosocial velan por la recuperación de los niños y niñas, haciéndoles jugar y ayudándoles a exteriorizar sus miedos y explicar sus problemas.
Tdh en efecto, mantiene el apoyo a los niños/as y a sus familias a largo plazo. En varios países, el problema ha arraigado. En Mozambique por ejemplo, los niños/as siguen con actividades lúdicas y educativas, gracias a las cuales pueden explicar sus dificultades y compartir mensajes de prevención con sus allegados (riesgos de cólera). Se han ofertado igualmente cabras a varias comunidades, desprovistas de toda riqueza y previamente aconsejados para saber ocuparse de estos animales y reservarlos para la producción y para la cría. En países como Haití o Bangladesh, que acusan de tasas de desnutrición infantil muy elevadas, los asistentes comunitarios de Tierra de hombres se ponen en marcha para acercarse a las personas que viven en comunidades remotas, sin acceso a la asistencia, llevándoles la salud hasta ellos. Los niños/as afectados de desnutrición, bien son tomados a cargo por clínicas móviles, bien son conducidos hacia unidades de cuidados que les ponen en pie. También se realizan proyectos intermediarios, prodigando cuidados a los niños/as afectados por epidemias (como en Haití) o restableciendo el agua potable y el saneamiento de las comunidades. Igualmente, las familias siguen cursos, debates, actividades por las cuales aprenden a cuidar y a alimentar a sus niños/as, grandes, pequeños o que todavía están en el vientre de su madre. 
En efecto, nada es más hermoso que dar vida. Sin embargo en muchas partes del mundo, esto representa un peligro de muerte, tanto para la madre como para el hijo/a. La falta de seguimiento prenatal, de asistencia profesional durante el parto y de conocimiento de las necesidades del niño/a durante los primeros días de vida causan las altas tasas de mortalidad de la madre y de alimentación que no son ya tolerables. Sin embargo, es posible mejorar la situación a través de un trabajo comunitario de aproximación y refuerzo de los sistemas sanitarios locales.
Tierra de hombres lleva a cabo también en Suiza, España y Francia el proyecto llamado “Viaje hacia la vida”: cuidar en Europa a los niños/as que no pueden curarse en su país, debido a su patología. Cada año, cientos de niños y niñas son transferidos a hospitales de los países antes citados para ser operados. Pero el trabajo de Tdh no se detiene ahí. A su regreso, los niños/as y sus familias son ayudados, se mantiene un seguimiento para que los niños/as puedan recuperarse completamente y reinsertarse, sobre todo a la escuela.
Ahora puedes apoyar los proyectos de salud desarrollados por Tierra de hombres, simplemente descargando en tu móvil la canción "Siempre y Ahora".