domingo, 6 de junio de 2010

El hambre en niños y niñas es inaceptable. Ayúdanos a combatirlo.

La Fundación Tierra de hombres-Ayuda a la infancia acomete el tema de la desnutrición infantil para lanzar su llamada de primavera a la población. Desde hace 50 años, Tierra de hombres lucha cada día sobre el terreno para permitir a niños y niñas desnutridos salir del círculo vicioso del hambre, que provoca cada año la muerte de cerca de 11 millones de niños/as menores de 5 años. Estos dos últimos años, varios factores han agravado esta situación dramática: el cambio climático (sequías e inundaciones), así como la inseguridad alimentaria ligada a la crisis económica.

Para combatir el hambre en la infancia y ofrecerles un porvenir digno, Tierra de hombres aporta soluciones concretas y duraderas en 14 países de intervención. Compromiso de ayuda urgente para niños/as desnutridos en situaciones de crisis, consejos a las mujeres embarazadas y a las jóvenes madres en materia de nutrición y, además, el apoyo a las comunidades locales, Tdh ayuda así cada año a más de 780.000 niños/as y mamas en el mundo. ¡Apuntaos también a nuestra lucha contra la malnutrición!

La desnutrición en los niños – una situación intolerable
- 11 millones de niños/as menores de 5 años mueren cada año, la mayoría en los países pobres
- 4 millones de recién nacidos no sobreviven al primer mes de vida.
- Cerca de la mitad de las defunciones provocadas por enfermedades infecciosas están asociadas a la desnutición.
- La inseguridad alimentaria se ha recrudecido desde 2008, debido a la crisis económica y al cambio climático que provoca inundaciones y sequías.

Los niños y niñas son las víctimas silenciosas de estas situaciones dramáticas.

El Dr. Jean-Pierre Papart, médico de salud pública, ha evaluado recientemente los resultados de la acción duradera de Tierra de hombres (Tdh) en el norte de Bangladesh, después de la crisis alimentaria: “Hemos podido medir el impacto de nuestra aproximación comunitaria. Allá donde Tierra de hombres aporta su apoyo desde hace varios años, constatamos una proporción de niños desnutridos tres veces menor de la que medimos en pueblos donde nuestra asistencia existe desde hace menos tiempo”.

En los barrios pobres de la capital de Guinea, el aumento de los precios de los productos alimentarios en 2008 ha acrecentado fuertemente la desnutrición. El Instituto Nacional de Nutrición ha podido salvar a 900 pequeños de una muerte segura en Conakry: el apoyo de Tierra de hombres les ha permitido tratar tres veces más casos de desnutrición aguda severa. Además, los alimentos terapéuticos preparados para usar (ATPE) han sido entregados a 800 chicas y chicos gravemente aquejados, evitándoles la hospitalización.

Gracias a la llamada que Tdh ha lanzado a la población, más de 300.000 niños/as y 400.000 familiares se benefician de los programas de Tierra de hombres en materia de salud y nutrición en 14 países. “Observamos los resultados de nuestra aproximación comunitaria, poco medicalizada y que toma en cuenta las costumbres alimentarias de las poblaciones”, subraya el Dr. Jean-Pierre Papart. “Sin recurrir sistemáticamente a los productos nutricionales comerciales, ayudamos a las familias a realimentar a sus niños/as, con éxito en 2 a 5 semanas en general. Más todavía, en momentos de crisis, reforzamos las estructuras de cuidados, luchamos contra las malas condiciones de higiene y protegemos a las comunidades para preservarlas del peligro de la malnutrición. Respetando las culturas locales”.